Mediación Internacional en conflictos armados

EIM 6 / octubre / 2020

Autor: D. José Jesús Trujillo

Profesor del Máster en Mediación y Gestión de Conflictos Multidisciplinares

En la resolución de conflictos armados a lo largo y ancho de la historia, ha resultado imprescindible la figura del mediador/a. Como muestra de lo comentado, damos a conocer varios conflictos en los que intervinieron diferentes mediadores/as para su resolución:

 

Conflicto de Aceh

El expresidente finlandés Martti Ahtissari actuó como mediador en el Conflicto de Aceh, entre el sultanato de Aceh (Indonesia) y los Países Bajos como parte de una serie de conflictos de finales del Siglo XIX.

Ahtisaari, con el apoyo de Crisis Management Iniciative (CMI) posibilitó que existiera un entendimiento intermedio entre la independencia y la integración del Movimiento Libre de Aceh y el gobierno indonesio.

 

Conflicto de Sudán

En Sudán, Lázaro Sumbeiywo, logró tras su nombramiento que el gobierno de Jartum y el Ejército Popular de Liberación de Sudán (SPLA) aceptaran una solución fundamentada en la formación de un Gobierno de Unidad, que permitiera gozar de seis años de autonomía a la región del Sur hasta la celebración de un referéndum de autodeterminación en 2011 (Protocolo de Machakos, 2002). Dicho acuerdo estableció algunos nuevos mecanismos de gobernanza, entre ellos una división de los ingresos relativamente equitativa.

 

Conflicto de Irlanda

Aunque el proceso que condujo a la paz definitiva ya había comenzado mucho antes de su llegada en 1996, la intervención del mediador estadounidense George Mitchell fue crucial para llegar al Acuerdo de Viernes Santo en 1998 (https://es.wikipedia.org/wiki/Acuerdo_de_Viernes_Santo). Mitchell estableció una actuación basada en tres principios fundamentales: consenso suficiente, consentimiento paralelo y principio de que nada está acordado hasta que todo esté acordado.

Son tres ejemplos clarividentes, podríamos dar a conocer muchos más, de conflictos armados que se han resuelto de manera satisfactoria gracias, en gran parte, a la figura de uno o varios mediadores/as, que han posibilitado que las partes pudieran dialogar y llegar a acuerdos pactados.

En resumidas cuentas, cabe significar la importancia y el carácter interdisciplinar de la mediación internacional, donde participan una gran diversidad de actores: Estados, Organizaciones Internacionales, expertos, sociedad civil…, cuya forma óptima es la realizada en varios niveles (o «multitrack») y que cataliza varios prismas y enfoques. Dicho proceso, se encuentra relacionado con el poder, con la seguridad y con el conflicto. De ahí, la necesidad de pensamiento estratégico y «fuera de la caja» de todo mediador (Carrascal, 2011).

Este post no es más que una muestra más de la importancia de la mediación no sólo a nivel comunitario y local sino a nivel internacional. 

 

Así pues, si quieres sentar las bases de tu formación y comenzar a disfrutar de lo que en un futuro próximo será tu profesión, te recomendamos tanto el Máster en Mediación y Gestión de Conflictos Multidisciplinares como la Especialidad en el ámbito civil y en el ámbito mercantil que ofrece la Escuela Internacional de Mediación, y que puede ayudarte a cubrir estos y otros ámbitos profesionales, permitiéndote acceder a los principales registros.

Máster en Mediación y Gestión de Conflictos
Amplía tu formación y mejora tus oportunidades laborales

Fórmate con EIM

Consulta nuestros cursos expertos para ejercer la mediación

 

¡Infórmate!